Leches adaptadas para mejorar la alimentación

La leche es un vehículo idóneo para incorporar determinados nutrientes deficitarios en la dieta actual y favorecer la ingesta de las cantidades diarias recomendadas, tanto por sus características físico-químicas y nutricionales, como por su alta penetración y frecuencia de consumo en hogares y restauración, además de la facilidad y conveniencia Apenas el 20 por ciento de la población española cubre las cantidades diarias recomendadas de ácidos grasos omega-3, esenciales, entre otras cosas, para el mantenimiento de una buena salud cardiovascular, y un adecuado desarrollo del sistema nervioso y cognitivo en las primeras etapas de la vida. Más del 70 por ciento de la población no cubre las ingestas recomendadas de calcio, mineral clave para el desarrollo y fortalecimiento de los huesos, en definitiva, para nuestra salud ósea a lo largo de la vida. Tanto en España como en otros países europeos,  diferentes estudios muestran que los niños de corta edad tienen importantes carencias dietéticas en nutrientes como la vitamina D, el hierro, el yodo o los ácidos grasos omega-3 DHA. La incorporación de leches adaptadas en la alimentación constituye una ayuda práctica y útil para que diferentes grupos de población puedan satisfacer sus necesidades nutricionales específicas y mantener un buen estado de salud.

Más información:

www.pulevasalud.com

www.fenil.org

Compartir